16 de septiembre de 2019

En Córdoba, la ciudad de Ticino genera energía con cáscara de maní y no sufrió el “apagón nacional”

Liliana Ruetsch, intendenta municipal de Ticino (Córdoba)

Por: Redacción A1 Noticias

Liliana Ruetsch, la intendenta de la localidad cordobesa de Ticino, detalló en “El Observador Laboral que es un proyecto que demandó 10 años de estudios, generando a partir de la combustión de la cáscara de maní, su propia energía eléctrica. “Esto nos permitió durante el apagón (del 16 de junio), aislarnos del sistema interconectado y seguir teniendo energía”, puntualizó

(CABA y Ticino, 16.Set.2019 / A1 Noticias) La región cordobesa donde se encuentra esta localidad, “necesitaba solucionar un problema ambiental al generar grandes cantidades del residuo de la cáscara de maní; por ser un producto que almacenado a la intemperie combustiona rápidamente y genera densas humaredas, con problemas de respiración en la gente”, indica la jefa comunal de Ticino.

A este problema se “sumaba la necesidad energética que tenemos en todo el país y particularmente en la provincia de Córdoba, ya que EPEC -empresa provincial de energía-, tiene muchos déficit en lo que son los medios de transporte energético, y esto imposibilitaba que la industria del pueblo pudiera seguir creciendo y dando trabajo. De este análisis surgió esta idea de generar energía con el residuo que es la cáscara de maní”, agrega Liliana Ruetsch.

La intendenta local agrega que “no es una idea innovadora”, detallando que “no es más que una central térmica donde se utiliza la cáscara de maní para generar combustión y en la caldera se genera vapor en alta presión que se transforma en energía eléctrica”. Destaca la funcionaria que “es un proceso sustentable y amigable con el medio ambiente, y nos permitió que durante el apagón, al ser una población chica abastecer a toda la población, aislarnos del sistema interconectado y seguir teniendo energía ante el apagón”.

Ruetsch explica que “hay un problema en materia energética en la Argentina, y esto se pudo llevar cuando se empezó apostar a la energía distribuida. Con la aprobación de una Ley de energía que permiten que estas pequeñas empresas vendan la energía y muchos lugares del país que tengan recursos ociosos, puedan estar pensando en producir energía”, se ilusiona.

Imagina que se podrían utilizar recursos “como la cáscara de nuez, los carozos de duraznos, lo que cada zona que tienen distintas producciones, de ahí vemos cual es la materia, la caña de azúcar de hecho es una de las primeras materias primas que se usaron en estas plantas generadoras de energía”, explica. “Acá cerca en General Cabrera, hay una generadora eléctrica que también funciona con cascara de maní, ya que en esta región se centralizó hace casi 40 años, este tipo de cultivos y los procesadores quedaron instalados en esta zona”, agrega.

De esta modalidad de producción agraria, “todo el maní de Córdoba, San Luis y La Pampa, viene a esta zona y toda la cáscara queda concentrada en esta zona. Por eso resolvimos de esta manera nuestro problema de desechos y en el momento que se instaló la primera fue para generar en la industria que la consume, por la prohibición para vender al sistema, desde hace dos años la de General Cabrera y Ticino, están conectadas al sistema interconectado y en el norte la de caña de azúcar también”, calculando que en el país existen “unas once plantas” en funcionamiento con esta modalidad.

De perfil “muy bajo”, como se considera la intendenta de Ticino, “nos dedicamos a hacer y no tanto a salir a contar”, sostiene: Aunque cree que “esto tomó transcendencia por la magnitud del apagón. Nosotros estamos acostumbrados a fuertes tormentas y con los problemas de transporte de energía y las líneas saturadas o los transformadores al límite, se cortara una línea y nos conectábamos y teníamos energía, como algo natural. Tomó relevancia porque parecía que toda la Argentina iba a estar varios días sin energía y ahí cuando a uno le falta, empieza a tomar conciencia que acciones podemos hacer para resolver esas necesidades”, concluye la jefa comunal.

COMPARTIR:

Comentarios